“El Proyecto MACARONART” (2003)


La propuesta se enmarca en los conceptos instituidos por la Convención Europea de Paisaje, en la que el Arte juega un papel esencial de sensibilización, así como para el logro de las aspiraciones de la sociedad y, a la vez, constituye un instrumento de gran valor para orientar el desarrollo económico hacia el objetivo de mejorar la calidad de vida de las poblaciones.

El Proyecto MACARONART propone fomentar el Mercado de las Artes de la Macaronesia (Azores, Madeira, Canarias y Cabo Verde), generando e impulsando instrumentos empresariales y creativos para la promoción, la difusión y la comercialización de las Artes Plásticas, Escénicas y Audiovisuales.

Su principal motivación se sustenta en la evidencia de que “el potencial creativo de los habitantes de las regiones insulares de la Macaronesia forma parte de su patrimonio cultural y, hoy por hoy, constituye un recurso económico con grandes posibilidades de desarrollo y benéficos efectos en la calidad de vida de las islas y en la imagen que éstas proyectan a nivel internacional”.

En definitiva, hacer el Arte del paisaje comprensible y próximo al conjunto social, comportará sin duda una mayor sensibilidad para todos (incluidos los propios colectivos artísticos) hacia la calidad del paisaje cotidiano y estimulará una actitud más responsable hacia el objetivo del desarrollo sostenible.

El Proyecto abarca los campos artísticos de las Artes Plásticas (pintura, escultura y land-art, performance), las Artes Audiovisuales (fotografía, videocreación, arte digital) y las Artes escénicas (música, danza, teatro).

En concreto, el Proyecto MACARONART propone la creación de una herramienta informativa (la GUÍA DIGITAL), de un instrumento de gestión (la RED de CENTROS DE RECURSOS CREATIVOS de la Macaronesia), y de un evento económico-cultural (la FERIA DE LAS ARTES de la Macaronesia), destinados a potenciar las sinergias que permitan a estas regiones ultraperiféricas llegar también a los mercados artísticos y culturales de los continentes, aprovechando también las positivas repercusiones socieconómicas que estas iniciativas comportarán para la industria turística de los archipiélagos.

Actualmente el Laboratorio de Paisaje de Canarias está impulsando la 1ª Fase de este proyecto, a promover preferentemente por entidades empresariales interesadas en apostar por la “industria cultural” como una forma más de diversificar sus inversiones, contando también para ello con la participación de las principales instituciones culturales de la Macaronesia.